Blog de Manolo de la Torre


Entrenador de fútbol, ha ejercido la profesión 19 temporadas. Escritor en periódicos,
ha publicado una columna diaria, durante dos décadas, en tres periódicos ceutíes.

jueves, 21 de mayo de 2020

Marco Asensio es un clásico


El adjetivo se lo ha ganado a pulso el jugador nacido en Mallorca. Y le llamo clásico porque creo que su actuación de hoy no puede ser mejorada. Por estar convencido de que es imposible jugar mejor ni con más eficacia. Anduvo el mallorquín por el césped con esa sencillez de quienes aunan el sosiego con el conocimiento del juego y la suficiente condición física para mostrar sus cualidades con la claridad de los elegidos. Es decir, que actúa con una brillantez pasmosa, y asombra, claro que sí; puesto que se hace tirabuzones con las dificultades. 

El párrafo corresponde a un artículo acerca del Real Madrid-Sevilla, jugado el 14 de mayo de 2017 en el Bernabeú. Ganado por el equipo merengue (4-1). A Marco Asensio daba gusto verlo jugar en aquel tiempo. Y quien escribe no dudó en ponerle en los cuernos de la luna. Verdad es que no siempre supo mantener la regularidad requerida en un futbolista de tanta categoría. Pero tampoco es menos cierto que se le esperaba siempre con el interés que despiertan los grandes jugadores. Y, naturalmente, se le exigía muchísimo.  

Cuando sus actuaciones no eran las deseadas, yo solía decir que al jugador mallorquín había que darle una misión concreta en el medio campo. La cual consistía en hacerlo jugar como mediapunta, teniendo como referencia al jugador escudo de la defensa adversaria. Para aprovechar sus cualidades: desbordes en velocidad, cambios de ritmo y disparos desde la media distancia. Pero Zidane lo situaba en una banda y... allí daba la impresión de que se aburría como una ostra, debido a que sus compañeros tampoco lograban conectar con él.

El 2 de julio de 2019, en el segundo partido de pretemporada frente al Arsenal, Marco Asensio se lesionó gravemente. Le diagnosticaron rotura del ligamente cruzado anterior y del menisco externo de su rodilla izquierda. Y he seguido su recuperación con el deseo evidente de verlo jugar cuanto antes. Lo cual, según vengo leyendo, se puede producir muy pronto. Con el jugador balear en las mejores condiciones físicas y síquicas, y acertando con la misión concreta que mejor le va a sus cualidades, el juego del Madrid crecerá como la espuma. Porque Marco Asensio es un clásico. Y clásico es lo que no se puede mejorar.    

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comenta mis escritos ,pero desde el respeto.

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.